De las cosas que atañen al buen comer


Consejos de don Quijote a Sancho:

“No comas ajos ni cebollas, porque no saquen por el olor tu villanería”

“Anda despacio; habla con reposo, pero no de manera que parezca que te escuchas a ti mismo, que toda afectación es mala”

“Come poco y cena más poco, que la salud de todo el cuerpo se fragua en la oficina del estómago”

“Sé templado en el beber, considerando que el vino demasiado ni guarda secreto ni cumple palabra.”

“Ten cuenta, Sancho, de no mascar a dos carrillos ni de erutar delante de nadie.”

“—Eso de erutar no entiendo —dijo Sancho.”

Y don Quijote le dijo:

“—Erutar, Sancho, quiere decir ‘regoldar’, y este es uno de los más torpes vocablos que tiene la lengua castellana, aunque es muy sinificativo; y, así, la gente curiosa se ha acogido al latín, y al regoldar dice erutar, y a los

regüeldos, erutaciones, y cuando algunos no entienden estos términos, importa poco, que el uso los irá introduciendo con el tiempo, que con facilidad se entiendan; y esto es enriquecer la lengua, sobre quien tiene poder el vulgo y el uso

Compárteme

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *