Focaccia genovesa




Necesitamos

400 gramos de agua
5 gramos de levadura fresca
500 gramos de harina 00 (de panadería)
10 gramos de miel
10 gramos de sal
50 gramos de aceite de oliva virgen extra + un poquito más para engrasar

– Para la emulsión

50 gramos de agua
50 gramos de aceite de oliva virgen extra
8 gramos de sal

Preparamos

1. Ponemos en el vaso 400 gramos de agua, la levadura; hacemos 30 segundos / 37º / velocidad 1.
2. Añadimos la harina, la miel y hacemos 2 minutos / velocidad 4.
3. Añadimos ahora la sal, el aceite y hacemos 2 minutos / velocidad 4. La masa debe quedar muy suave. Si es necesario añadimos 40 gramos más de agua.
4. Engrasamos un recipiente y colocamos la masa. Cubrimos con film y dejamos reposar al menos 10 horas.
5. Retiramos la masa y la extendemos sobre el molde horno (previamente engrasado) y dejamos reposar sobre una hora.
6. Mientras tanto ponemos en el vaso los 50 gramos de agua, 50 gramos de aceite y los 8 gramos de sal. hacemos 20 segundos / velocidad 4. Obtendremos la emulsión.
Vertemos la mitad de la emulsión sobre la superficie de la masa. Al tiempo que hacemos presión con los dedos para darle forma a la focaccia. Ponemos en el horno 20 minutos a 200º.
Pasado este tiempo vertemos sobre la masa el resto de emulsión y horneamos 15 minutos más. La focaccia tendrá un color dorado.
Retiramos y saldrá muy crujiente.

Compárteme

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *